Wichís y criollos por los jóvenes de La Cortada

La Cortada es una comunidad del municipio de Rivadavia Banda Norte, provincia de Salta, en el Chaco Argentino*, esta zona está habitada por pueblos de la etnia Wichí y criollos. Allí, la Asociación Civil Arte y Cultura - Cruz del Sur, viene trabajando con la comunidad desde el año 2010, en la construcción de una Biblioteca Popular y un Centro de Capacitación Informática.

Según informes de UNICEF, esta región del Chaco tiene un porcentaje del 20% de necesidades básicas insatisfechas en la infancia y adolescencia. En este contexto, la comunidad Wichí de La Cortada junto a Cruz del Sur, brinda talleres de expresión artística, informática, deportes, apoyo escolar y ofrece apoyo alimentario.

En 2016, Cruz del Sur solicitó el apoyo de CREAS y CWS América Latina y Caribe para  fortalecer los procesos de organización y desarrollo comunitario de la comunidad Wichí a través de la construcción en su Centro Comunitario, de un baño y un cercado perimetral para que los talleristas y miembros de la comunidad, accedieran a mejores condiciones sanitarias durante el desarrollo de los talleres. Damián Copola y Roberto Rodríguez de Cruz del Sur, comparten el testimonio de esta experiencia y los factores determinantes para el buen desarrollo del proyecto en esta comunidad.

"El éxito del proyecto tuvo que ver con el rol protagónico de los miembros de la comunidad, fue clave tener en cuenta la cosmovisión de sus miembros, cumplimos con todos los requisitos que la comunidad nos pidió y esto nos permitió aprender muchísimo."

Esta iniciativa contó con una buena respuesta y se convirtió en un espacio para el intercambio de habilidades y experiencias de la comunidad, quien participó activamente de la construcción del baño y en el diseño de estrategias para involucrar al resto de la comunidad en las actividades del centro.

El desarrollo de las actividades del Centro benefician directamente a más de 150 niños, niñas y adolescentes y 50 adultos de La Cortada e indirectamente a 300 familias que participan de las actividades de la comunidad.

CREAS apoya a Cruz del Sur desde 2009,  en la creación de espacios de participación barrial con el arte como herramienta de transformación social y para la prevención de violencia y adicciones, en Buenos Aires y en el Chaco Argentino.