Comunidades en Acción por la equidad en el mundo del trabajo

Datos: CREAS. Infografía: Julia Loop.

Reciente Informe Social(1)  de la Comisión Económica para América Latina - CEPAL,  da cuenta de las características del mercado laboral que agudizan las desigualdades que se viven en la región: “Las altas tasas de informalidad y precarización del trabajo, bajos ingresos y dificultad para mantener trayectorias laborales estables, se suman a importantes desigualdades de género, por condición étnico-racial y entre las áreas urbanas y rurales.”

En este contexto regional, desde Comunidades en Acción, CREAS, junto al Servicio Mundial de Iglesias y Pan para el Mundo, dedicaron su esfuerzo en 2017, a fortalecer las capacidades de grupos y organizaciones sociales que viven las consecuencias de estas brechas e inequidades en 15 áreas urbanas de Paraguay, Bolivia y Argentina, a través del apoyo a 29 proyectos que sumaron en capacitación, equipamiento y facilitación para la articulación territorial de las iniciativas que llevan adelante las organizaciones.

El 44% de los proyectos apoyados desde Comunidades en Acción en 2017, fortalecieron iniciativas de economía social y solidaria tanto en Buenos Aires como en las localidades del chaco boliviano, paraguayo y argentino, donde los grupos acompañados han desarrollado sus capacidades de gestión y liderazgo y han podido mejorar su infraestructura, equipamiento y canales de comercialización, lo que incidió en el mejoramiento de sus ingresos y condiciones laborales. 

Otro 34% de los proyectos apoyados el año pasado,  respaldaron las estrategias de centros  culturales que acompañan a niños, niñas, jóvenes y a sus familias para la creación y sostenimiento de espacios de contención y capacitación, así como la promoción de los derechos de los niños, niñas y adolescentes y espacios libres de violencia y maltrato. 

13% de las iniciativas apoyadas se enfocaron en impulsar dispositivos locales de organizaciones de base,  para la escucha, debate y sensibilización a través de talleres, charlas y consejerías y otros espacios, atentos a las situaciones de violencia contra las mujeres, así como su empoderamiento económico a través del apoyo a proyectos productivos. A través de estas iniciativas, las organizaciones lograron la formación  de comunidades en derechos y la construcción de liderazgos femeninos que promueven espacios de incidencia a nivel territorial. 

Teniendo en cuenta que la región atraviesa por un preocupante panorama, donde las mujeres y los jóvenes son los más afectados por las persistentes desigualdades en el mundo del trabajo, reflejadas en las pocas posibilidades de acceso a la calidad del empleo , para el 2018, Comunidades en Acción proyecta su intervención en fortalecer comprometidamente a la juventud en su inserción laboral, a través de la capacitación y articulación en el territorio y con un fuerte énfasis en perspectiva de género.

  1. Informe Social 2017 – CEPAL: http://repositorio.cepal.org/bitstream/handle/11362/42716/S1800002_es.pdf?sequence=4&isAllowed=y